Terapia psicológica, todo lo que debes saber antes de tu primer sesión.

Todo lo que debes saber antes de tu primer sesión. background

Cuando los problemas nos superan y lo contamos a alguien, suelen recomendarnos ir a terapia psicológica, pero la respuesta en automático es: no, no es para tanto, gracias. Pero después, empiezas a considerar la opción. Por eso te diremos todo lo que debes saber antes de tu primer sesión.

En esta nota te explicaremos todo lo que debes saber antes de tu primer sesión, desde qué es la terapia, hasta la duración de los tratamientos psicológicos y algunas recomendaciones para que le saques el mayor provecho a tus sesiones.

La terapia psicológica es un proceso de colaboración basado en la relación entre una persona y el psicólogo; donde los psicólogos aplican procedimientos científicamente válidos para que la persona entienda su problema y aprenda a resolverlo.

La mayoría de las veces se pinta la terapia cómo casi un viaje místico que hace el terapeuta para descubrir todo aquello que no ves en ti (pero de alguna forma él sí) mientras el paciente reposa sobre un diván, lo cuál no es así.

La terapia es un espacio dónde se analiza esa situación problema por la que asistes a consulta, para que logres comprender por qué tienes ese problema, qué lo está manteniendo y que hay que hacer para resolverlo.

En este qué hacer para resolverlo es donde diferimos de Hollywood, ya que el objetivo no es viajar al «interior» de las personas, sino enseñar diferentes técnicas o habilidades, aunque no lo creas no es solo hablar, también es practicar, escuchar, hacer ejercicios, registros, etc.

Al concluir el tratamiento, no sólo habrás resuelto el problema que te trajo a la consulta, sino que, además, habrás aprendido nuevas destrezas para enfrentar con mayor efectividad cualquier desafío que pueda surgir en el futuro.

Si aún no estas seguro de necesitar terapia, te dejamos la siguiente nota: 7 señales que te indican que necesitas psicoterapia

¿Cómo seleccionar a un psicólogo?

En psicología hay muchas formas de ejercer, según el enfoque que tenga ese psicólogo será su forma de trabajo, nosotros te recomendamos que busques psicólogos que utilicen psicología basada en evidencia o que lleve el apellido conductual (interconductual, cognitivo-conductual, terapia de la conducta).

Esto te garantiza que son profesionistas que utilizan sólo metodologías y/o procesos validados científicamente, en pocas palabras, verás resultados y no van a inventarte más problemas ni traumas.

Te recomendamos investigar los siguientes puntos antes de elegir:

  • Forma de trabajo
  • Tiempo aproximado de la terapia (tratamiento)´
  • Tiempo de anticipación para la cita
  • ¿Atiende problemas como el que presento?
  • Honorarios (es importante que consideres tus gastos para que puedas completar el tratamiento sin problemas)
  • Duración de la sesión (hay desde 40 minutos hasta 60 minutos la sesión individual o 90 minutos si es sesión de pareja)
  • Ubicación y horarios
NOTA IMPORTANTE:
Si ves que un psicólogo se especializa en miles de cosas y hasta mete cosas como angeloterapia, HUYE. Aquí no aplica que entre más cosas sepa es mejor, si combina cosas quiere decir que no tiene clara la forma de trabajar.

¿Por dónde comenzar? Primera cita

Ya agendaste tu primer sesión ¿y ahora?…

Prepárate:

  • Busca el lugar en tu navegador, revisa las rutas para que no tengas complicaciones
  • Llega unos minutos antes de tu cita por si llega a haber algún contratiempo, pregunta si hay un timbre especifico a tocar, si el lugar es visible, etc.
  • Piensa en qué es lo que quieres conseguir con la terapia
  • Si ya has asistido alguna vez a terapia, piensa qué es lo que te había gustado y que te desagrado de ese método
  • Es importante que sepas que esa persona no te va a juzgar, su objetivo es ayudarte

¿Cómo es el tratamiento?

Entrevista.

La primer y segunda sesión serán muchas preguntas ¿qué pasó? ¿por qué decidiste asistir a terapia? ¿desde cuándo pasa? etc., y es probable que haya tarea al término de la primer sesión, que puede ser contestar un formulario, realizar un registro o hacer pequeñas acciones.

Análisis de soluciones.

En esta parte es dónde tu terapeuta te propone algunas alternativas para solucionar tu problema, explicando antes cuál es y por qué se da dicho problema (te sorprenderá saber que muchas veces no es lo que uno creía que era el problema).

La finalidad de la gama de opciones es que queden claros los costos y beneficios a corto, mediano y largo plazo, ver si se tienen los recursos y así poder elegir la opción que más te convenga, para establecer el plan de trabajo.

Plan de trabajo/Tratamiento/Intervención

Lo pueden manejar con cualquiera de estos nombres, la idea no es que tengas presente el concepto sino que identifiques las etapas de la terapia.

En esta etapa se establecen objetivos, mismos que se irán trabajando a lo largo de las sesiones.

Seguimiento

Una vez que se han cumplido los objetivos y se han alcanzados las metas establecidas, viene una fase de seguimiento, donde en vez de que asistas a tu sesión una vez por semana, será cada dos semanas, luego 1 por mes hasta que se te dé de alta.

El seguimiento sirve para monitorear que todo lo aprendido se este poniendo en practica sin problema y que se mantengan los cambios.

¿Cómo sé que está funcionando mi terapia?

Sentirse bien puede ser un indicador, pero no siendo honestos, los cambios a veces nos incomodan bastante y no siempre saldremos de la terapia sonriendo.

Así que los mejores indicadores serán:

  • Tus registros
  • El cumplimiento de los objetivos planteados
  • Que puedas llevar a cabo ciertas actividades que antes no podías
  • Que el problema por el que asististe a consulta se haya resuelto

Es probable que en las primeras sesiones no veas cambios y eso no quiere decir que la terapia este siendo poco efectiva, como te explicamos en el punto anterior, las primeras sesiones son de entrevista.

Comenzarás a notar pequeños cambios a partir de la 4ta sesión, que es cuando ya se está trabajando, para la 8va sesión la mayoría de los casos ven un cambio significativo.

De lo contrario, es importante informárselo a tu terapeuta para que te explique qué es lo que pasa

Aún si decides abandonar el tratamiento con ese terapeuta, comunícalo, un buen psicólogo te referirá a otro colega y te exhortará que no desistas de la terapia solo porque no funcionó en tu primer intento.

¿Cúando se termina mi terapia?

Seguramente has sabido de personas que pasan años en terapia y creas que es así, pero la realidad es que no es un proceso de años.

El proceso varía de persona a persona por varios factores, puede que haya casos que con 4 sesiones sea suficiente

Pero la mayoría se llevan en promedio entre 12 y 15 sesiones, algunos casos puede que se extiendan hasta 6 meses o más, por la complejidad del caso o por otras situaciones.

Después del alta puede que se presenten nuevos problemas, el alta no es para que no vuelvas con ese psicólogo, el alta sólo hace referencia a que se terminó el plan de trabajo que se estableció en las primeras sesiones.

Si después se presenta un problema es recomendable volver con tu terapeuta, puede que sólo sea cuestión de recordar algunas cosas o aprender nuevas. Pero su terapeuta ya conoce tu historia.

Por último, así como te haces chequéos médicos periódicamente, puedes hacerlo también con tu psicólogo.

Puedes visitar nuestras redes sociales o mandar un WhatsApp para agendar una cita

3 comentarios sobre “Terapia psicológica, todo lo que debes saber antes de tu primer sesión.

  1. Pingback: ¿Mentir en terapia? 5 razones por las cuales no es buena idea

  2. Pingback: Los problemas no se arreglan solos

  3. Pingback: ¿Por qué atraigo al mismo tipo de personas en mi vida?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.